Ley Del Ritmo. Permite Que Todo Fluya


Cuando entiendes la ley del ritmo, tu vida empezará a fluir. En este artículo se explica que es la ley del ritmo, como utilizarla y ejemplos.

La ley del ritmo establece que la energía del universo fluye y se mueve a ciertos ritmos, como un péndulo, cada vez que algo gira hacia la derecha, debe girar hacia la izquierda, todo está fluyendo y balanceándose de un lado a otro constantemente. Estos ritmos establecen estaciones, ciclos, etapas y patrones.

No puedes resistirte a la ley del ritmo y tampoco puedes cambiar los ciclos, pero si puedes aprender a fluir con ella.

Entendiendo la ley del ritmo.

Hay un ritmo natural en la vida; el verano nunca sigue al verano. La Tierra orbita alrededor del sol, la luna viaja alrededor de la Tierra, la Tierra completa una rotación cada 24 horas, las estaciones cambian, las mareas van y vienen.

Todos esto, son expresiones de ritmo, que han estado ocurriendo durante milenios. La energía siempre está en movimiento, y estos movimientos crean ciclos y patrones.

Todo está en constante movimiento, todo vibra, sin embargo, todo el movimiento tiene un ritmo o un patrón. Lo que parece ser aleatorio y desordenado es realmente muy ordenado.

«Estos ritmos constituyen un orden de renovación en el universo, que puede ser perturbador o agradable, dependiendo de cómo se desee percibir estos ritmos».

Norma Milanovich y Shirley McCune. Del libro «La luz te hará libre».

La ley del ritmo también rige la economía, salud, relaciones y espiritualidad. Por ejemplos el mercado de valores, la energía de las personas, los ciclos de la vida, todos tienen ciclos. Cada fase tiene un propósito y una función diferentes, pero juntos son vitales para su funcionamiento.

En el artículo anterior vimos la ley de polaridad, que explica que hay un polo opuesto en todas las cosas. En la ley del ritmo descubrimos que hay un tiempo para todas las cosas. Si unimos ambas leyes, vemos que, tienes que experimentar un lado para apreciar completamente al otro, y hay una temporada y un tiempo para ambos.

Si te preguntas como evitar los bajos, la realidad es que no los puedes evitar, pero puedes aprender a afrontarlos de la mejor manera, tienes que aprender a fluir con la ley del ritmo.

No te resistas a la ley del ritmo. Aprende a vivir con ella.

Hay un tiempo para sembrar y un tiempo para cosechar. A un tiempo para trabajar y un tiempo para descansar. La noche siempre sigue al día.

No controlas los ritmos pero sí puedes aprender a seguir la corriente en lugar de resistirse. Si te paras rígido en el mar y te resiste a las olas, primero te cansarias al tratar de resistir el movimiento, finalmente la ola te tumbaría y te dejaría exhausto.

Por qué no mejor relajarte y disfrutar de la ola, o mejor aún fabrica una tabla de surf y aprende a surfear.

Hay frases, de las que podemos aprender, que hablan de aceptar la ley del ritmo, por ejemplo la frase de Jon Kabat-Zinn que dice «No puedes detener las olas, pero puedes aprender a surfear».

La frase de Vivian Greene «La vida no se trata de esperar a que pase la tormenta … Se trata de aprender a bailar bajo la lluvia».

No puedes parar una tormenta, es parte de la vida, pero puedes aprender a disfrutarla. Es lo mismo, con la ley del ritmo, no puedes cambiar los ciclos, pero puedes aprender que hacer y como sacar el mejor provecho.

Estar interesado en el cambio de estaciones es un estado mental más feliz que estar desesperadamente enamorado de la primavera.

George Santayana .

Las personas que se apegan a una fase o una temporada, son los que peor lo pasan, porque nada es permanente. A todos nos gusta los mercados alcistas, los veranos largos, largos períodos de vacaciones y generalmente las personas quieren las cosas en sus términos y plazos, sin embargo no es posible forzar o resistirse los cambios.

Tienes que aprender los ciclos y usarlos a tu favor, tienes que saber en qué ciclo estás y qué acción tomar en cada uno de ellos, puedes ampliar información sobre el tema en el artículo de las estaciones de la vida.

Has visto las competencias de fisicoculturistas, durante una temporada consiguen estar en su mejor estado físico, sin embargo, no es posible mantenerse siempre de la misma forma, tienen temporadas de competencia en las que sus cuerpos están al máximo potencial y luego están fuera de temporada en las que necesitan descansar y recuperarse.

Lo mismo ocurre con tu salud, si hay temporadas en las que te exiges al máximo y te expones a largos períodos de trabajo y estrés, por ley, puedes prever que tu salud y estado físico disminuirán, puedes verlo como algo malo o puedes verlo como una señal para descansar tu cuerpo.

Si no escuchas tu cuerpo, te resistes y decides continuar a pesar de las señales que te envía, las consecuencias serán peores, por ignorar la ley del ritmo.

La clave para dominar esta ley es conocer los ciclos, que hacer durante cada uno de ellos y utilizar la fuerza de nuestra voluntad para seguir siendo positivo, superar los cambios negativos, elevándote sobre ellos.

La ley del ritmo dentro de ti.

El mismo principio se aplica dentro de ti, tus pensamientos, tu estado de ánimo y emociones cambian constantemente, no es posible permanecer en un estado de éxtasis las 24 horas al día. De igual manera que cuando te sientes triste, a lo mejor sientes que el sentimiento será para siempre.

Hay días buenos y días malos. Cuando entiendes la ley del ritmo, te das cuenta que, el sentimiento de tristeza no será para siempre, que vendrán días mejores. También es importante recordar este concepto cuando las cosas van bien porque sabes que tampoco será permanente.

Comprender la ley ayuda a cultivar una mentalidad de gratitud, que es una virtud que genera un emoción de alta frecuencia que puedes usar en todo momento. Cuando las cosas van bien da gracias y cuando las cosas van mal, da gracias y aprecia lo que tienes, porque esto cambia tu energía, de negativo a positivo y te ayuda a superar momentos malos mucho más rápido.

Habrá momentos en que las cosas parecen estar fuera de ritmo y te hacen sentir incómodo. Tu objetivo es mantenerte enfocado en lo que quieres conseguir e ir con la corriente en lugar de resistirte a ella. La mayoría de las personas pierden demasiado tiempo y energía resistiendo, sin embargo, nadie puede cambiar los ciclos.

«Todo fluye hacia afuera y hacia adentro; todo tiene sus mareas; todas las cosas suben y bajan; la oscilación del péndulo se manifiesta en todo; la medida del swing a la derecha es la medida del swing a la izquierda; el ritmo compensa».

El Kybalion.

Conclusión.

Por cada alto, vendrá un bajo y lo negativo es precedente de lo positivo. No intenten cosechar cuando es tiempo de sembrar y recuerda que siempre hay un tiempo para todo.

Hay personas que quieren disfrutar todo el tiempo y otras personas (en menor cantidad) que quieren trabajar todo el tiempo. Cuando sea tiempo de sembrar, trabaja duro y cuando llegue el tiempo de descansar, descansa de verdad.

Permite que la ley del ritmo te guíe y tu vida fluirá.

Lectura relacionadas.

Los ciclos de la vida, sabías que tu mente cambian cada 7 años.

Las estaciones de la vida, conoce los ciclos por los que pasamos y qué hacer en cada uno de ellos.

Ricardo

Estudiante de los 67 pasos del éxito y los 12 principios de Tai Lopez. Expande tu Mente es un blog creado para compartir ideas, libros y recursos que pueden ayudar a mejorar tu vida.

Recent Content