Aprender a Desaprender. Qué es y Cómo hacer.


Hay un viejo dicho que dice «no se le pueden enseñar trucos nuevos a un perro viejo». ¿Pero es eso realmente cierto? ¿Realmente no podemos aprender cosas nuevas a medida que envejecemos? ¿O es más exacto decir que necesitamos desaprender algunos de los malos hábitos que hemos adquirido en el camino para dejar espacio a otros nuevos?

Aprender a desaprender significa aprender a dejar ir las cosas que ya no nos sirven. Significa estar dispuesto a cambiar nuestras costumbres, incluso si se han vuelto cómodas y familiares. Significa reconocer que siempre podemos aprender cosas nuevas, independientemente de la edad que tengamos.

No siempre es fácil desaprender las cosas que hemos aprendido a lo largo de los años, pero vale la pena. Cuando desaprendemos nuestras viejas costumbres, nos abrimos a nuevas posibilidades y oportunidades. Nos permitimos crecer y cambiar, y eso puede ser increíblemente empoderador.

El proceso de aprender, desaprender y reaprender

La mayoría de nosotros vamos por la vida aprendiendo cosas nuevas. Aprendemos en la escuela, aprendemos de nuestros padres y aprendemos de nuestras experiencias.

A medida que aprendemos, acumulamos conocimientos y habilidades que nos ayudan a navegar por la vida. Sin embargo, a veces olvidamos lo que hemos aprendido ya no nos funciona o que hay cosas nuevas que aprender que funcionan mejor.

En estos casos, necesitamos desaprender lo que sabemos y volver a aprenderlo de una manera nueva. Este proceso de aprender, desaprender y volver a aprender se llama mentalidad de crecimientoOpens in a new tab..

Con una mentalidad de crecimiento, estamos constantemente aprendiendo y evolucionando como individuos. Nunca dejamos de crecer y mejorar porque creemos que siempre hay algo nuevo que aprender y si nos esforzamos siempre podemos seguir creciendo.

Entonces, si te encuentras atrapado en una rutina, recuerda que siempre puedes aprender, desaprender y volver a aprender. Nunca es demasiado tarde para crecer y mejorar.

La importancia de aprender a desaprender

Es tan importante aprender a desaprender cómo aprender cosas nuevas. De hecho, a veces puede ser incluso más importante. Una de las habilidades más valiosas que podemos desarrollar es la capacidad de dejar atrás los viejos hábitos y pensamientos que ya no nos sirven, y reemplazarlos por otros más nuevos y saludables.

Hay muchas razones por las que aprender a desaprender es tan importante. 

Por un lado, si no abandonamos nuestras viejas formas de pensar, nunca creceremos ni evolucionamos como individuos. Estaremos atrapados en los mismos patrones y rutinas año tras año, sin darnos cuenta de todo nuestro potencial. 

Por otro lado, aferrarse a creencias u opiniones obsoletas puede ser dañino tanto mental como físicamente. Puede provocar estrés, ansiedad y otros problemas de salud. Si las cambias te liberas y consigues avanzar.

Cada día hay nuevas formas de hacer las cosas, las innovaciones son constantes y la única manera de mantenerte al día, es dejando a un lado lo que creías y aprendiendo a hacer las cosas de forma diferente, que te de mejores resultados.

Lo que has aprendido hasta ahora te puede servir como como bloques para construir hacia adelante o como obstáculos que te impiden avanzar. Y para eliminar los obstáculos debes desaprender lo aprendido para dar paso a lo nuevo.

¿Cómo aprender a desaprender?

El primer paso es tomar conciencia de las cosas que queremos soltar. Una vez que los hayamos identificado, debemos comenzar a tomar medidas. 

Esto podría significar cambiar nuestros hábitos, dejar atrás las relaciones tóxicas o simplemente perdonarnos por los errores del pasado. No será fácil, pero con tiempo y paciencia, definitivamente es posible. 

Y una vez que hayamos dominado el arte de desaprender, podremos vivir vidas más felices y saludables, libres de estrés y equipaje innecesarios.

Hay algunas cosas clave a tener en cuenta:

  1. Está dispuesto a cambiar de opinión.
  2. Sé paciente y date tiempo para desaprender viejos hábitos.
  3. Sé persistente en la búsqueda de nueva información que contradiga lo que creías anteriormente.
  4. No tengas miedo de pedir ayuda para desaprender algo que te está resultando difícil.

1. Está dispuesto a cambiar de opinión

Cuando estés dispuesto a cambiar tu mente, te abres a nuevas posibilidades y oportunidades. Esta voluntad te permite desaprender lo que has aprendido y ver el mundo bajo una luz diferente. 

Es esta apertura la que te permite aprender cosas nuevas y crecer como persona. 

Por lo tanto, estar dispuesto a cambiar de opinión te llevará a desaprender.

2. Ten paciencia y date tiempo para desaprender viejos hábitos.

No siempre es fácil desaprender viejos hábitos, pero con paciencia y tiempo, puedes hacerlo. Tienes que estar dispuesto a experimentar y probar cosas nuevas.

Sé paciente contigo mismo mientras vuelves a aprender cómo hacer las cosas de una manera nueva. Date tiempo para cometer errores y aprender de ellos. 

No te desanime si los viejos hábitos tardan más de lo esperado en desaparecer. Roma no se construyó en un día, y tu proceso de desaprendizaje tampoco lo será. Solo sigue así, y eventualmente verás resultados.

Una de las mejores maneras de facilitar el proceso de desaprendizaje es ser consciente de tus pensamientos y acciones. Presta atención cuando estés volviendo a tus viejas costumbres.

3. Sé persistente en la búsqueda de nueva información que contradiga lo que creía anteriormente.

Esto te ayudará a desaprender lo que te han enseñado y a abrir tu mente a nuevas posibilidades. 

No tengas miedo de admitir que te equivocaste y está dispuesto a cambiar de opinión cuando se presenten nuevas pruebas. Sé escéptico con todo lo que escuche y siempre cuestione la fuente de la información.

Sé paciente en su búsqueda de conocimiento y nunca dejes de aprender. Cuanto más aprendas, más te darás cuenta de lo mucho que aún no sabes.

Acepta la ignorancia y busca constantemente nuevas formas de expandir tus horizontes. El mundo es un lugar grande con muchas opiniones diferentes, así que no hay necesidad de ser cerrado de mente. 

Ábrete a nuevas experiencias y déjate cambiar por ellas. El aprendizaje es para toda la vida.

4. No tengas miedo de pedir ayuda para desaprender algo que te está resultando difícil.

Pedir ayuda puede llevarte a desaprender algo que te está resultando difícil. Cuando se trata de desaprender, no hay vergüenza en admitir que necesita ayuda. Hay muchas personas que están más que felices de ayudar, y es posible que te sorprendas de cuánto progreso pueden lograr con un poco de orientación. Así que no tenga miedo de pedir ayuda, los beneficios podrían ser tremendos.

Si tienes problemas para desaprender algo por tu cuenta, considera buscar ayuda profesional, un coach o un mentor calificado que te brinde las herramientas y el apoyo que necesitas para lograr un progreso significativo. 

No tener miedo de pedir ayuda; podría ser exactamente lo que necesitas para finalmente superar tus dificultades.

Recuerda, desaprender no es fácil, pero es posible. Con las herramientas y el apoyo adecuados, puedes superar cualquier obstáculo que se interponga en tu camino. No te rindas, sigue trabajando en ello y eventualmente tendrás éxito.

Lo más importante es estar dispuesto a cambiar de opinión, ser paciente y darse tiempo para desaprender viejos hábitos y ser persistente en la búsqueda de nueva información. 

Si puedes hacer estas cosas, entonces estarás bien encaminado para desaprender cualquier cosa que ya no te sirva. 

Y recuerda, no te avergüences de admitir que no sabes algo: cuanto más aprendemos, más nos damos cuenta de cuánto queda por aprender 

¿Cómo saber qué debes desaprender?

Para aprender algo nuevo, primero debes desaprender lo que sabes. Esta puede ser una tarea difícil, pero es importante que la hagas si quieres progresar en tu aprendizaje. Entonces, ¿cómo saber qué desaprender?

Hay algunos pasos que puedes seguir para resolver esto.

Primero, pregúntate en qué área de tu vida te sientes estancado, donde sientes que has llegado a un límite y pareciera que no puedes avanzar. 

Es posible que haya algo que necesitas desaprender, ya que la forma en que has hecho las cosas te ha llevado a los resultados que tienes hoy pero no te llevará a los resultados que quieres tener mañana.  

Tus resultados son el mejor indicador para saber si ha llegado la hora de aprender una nueva forma de hacer las cosas que te permita subir al siguiente nivel. 

Una vez que identifique en qué área debes mejorar y los obstáculos que te frenan, será más fácil determinar qué habilidades y conocimientos necesita desaprender para seguir adelante.

Siempre hay una mejor forma de hacer las cosas, pero para poder descubrirla tenemos que desaprender lo aprendido. Debes de estar dispuesto a dejar de hacer las cosas a tu manera.

Otra forma de descubrir qué debe desaprender es observar tus habilidades y conocimientos actuales. Pregúntate cuánto de esta información es realmente útil para ti. Si la respuesta es “no muy útil” entonces podría ser el momento de dejar de lado esas habilidades y concentrarte en aprender otras nuevas.

Finalmente, pruebe un experimento de aprendizaje. Elige una habilidad o un tema que te gustaría aprender y trata de aprender cómo hacerlo. No te preocupes si no sabes todo al principio, solo concéntrate en dar un paso a la vez.

Todo esto te ayudará a tener una mejor idea de lo que debes desaprender para que puedas aprender cosas nuevas de manera efectiva.

Ejemplo de aprender a desaprender 

El concepto de aprender a desaprender se puede aplicar en todos los aspectos de la vida. Se trata de estar abierto a nuevas posibilidades y dispuesto a dejar de lado las viejas formas de pensar que te frenan. 

Te pongo un ejemplo personal. Durante muchos años leí a una velocidad de 200 palabras por minuto lo cual es una velocidad promedio, usando las técnicas de lectura que aprendí hace más de veinte años cuando apenas tenía seis años de edad. 

Lo que aprendí a los seis años me sirvió como base para leer por el resto de mi vida. Sin embargo, todos podemos pensar que algo aprendido hace tanto tiempo probablemente esté desactualizado y obsoleto.

La realidad es que las técnicas aprendidas me mantenían a una velocidad bastante lenta, y existen técnicas modernas y recientes que te permiten leer más rápido, comprender mejor y absorber más información en menos tiempo. 

Me tomó 21 días, un maestros y bastante prácticas en desaprender las viejas formas de leer e incorporar nuevas técnicas y formas de lectura, durante este aprendizaje inconscientemente regresaba a mis viejos hábitos de lectura y me daba cuenta porque bajaba mi velocidad.

Sin embargo, todo este esfuerzo valió la pena, pase de leer 200 palabras por minuto a leer 400 palabras por minuto, duplicando mi velocidad, siendo capaz de leer un libro entero a la mitad de tiempo. 

También aprendí nuevas habilidades para llevar mi velocidad a 600 palabras por minuto, en los casos que considero conveniente leer tan rápido. También aprendí a aplicar técnicas nuevas para aprender un contenido técnico a la mitad de tiempo y recordar más de lo estudiado. 

El primer paso es tener el deseo de cambiar y ser consciente de las áreas que requieren cambio, y luego buscar el maestro y la información nueva y actualizada para empezar a reprogramar la forma en que haces las cosas.

Un ejemplo del precio que cuesta no desaprender y aprender algo nuevo es que puedes pasarte la vida entera leyendo a la velocidad de un niño de seis años.

Desaprender puede ser un proceso lento

El otro día escuchaba una historia, que refleja muy bien el concepto de desaprender, imagínate una taza llena de un líquido negro, la tasa representa la mente y el líquido negro las creencias y conocimiento que almacena, si quieres llenar la taza con agua nueva, primero hay que vaciar el líquido negro.

El problema es que no puedes dejar la taza vacía, la única manera de llenar la taza de agua es vertiendo agua nueva dentro de la taza poco a poco y a medida que entra agua nueva va saliendo el líquido negro, hasta el punto que toda la taza queda solo con agua.

Aunque sea una gota diaria de agua nueva, con el tiempo el liquido negro desaparece.

Lo mismo ocurre con tu mente, la única manera de llenarla de nueva información, costumbres y conocimiento es vaciando la mente (desaprendiendo). Pero no puedes vaciar tu mente para luego llenarla. 

Tienes que ir añadiendo nueva información y nuevo contenido poco a poco, a través de la repetición iras integrando nuevas formas de pensar y dejando a un lado las viejas creencias, hábitos e información obsoleta.

Por eso cuando lees un libro, con ideas nuevas, tienes que leerlo más de una vez, la primera vez es sólo información, lo olvidarás en una semana, pero si repites una y otra vez se vuelve parte de ti.

Reflexiones finales sobre aprender a desaprender 

El concepto de aprender a desaprender es poderoso y se puede aplicar en todas las áreas de la vida. Si te sientes atascado o frustrado con tu situación actual, intenta aplicar el concepto de aprender a desaprender y ver qué sucede. 

Empezarás a ver resultados en cualquier área de tu vida a la que dediques tiempo a dejar a un lado lo que sabes para dar paso a nueva información que te traiga nuevos resultados. 

Te sorprenderá lo liberador que puede ser.  

Para darte una idea de como sería tu mundo si no desaprendes lo que has aprendido y aprendes cosas nuevas, podemos observar la evolución de la humanidad.

Antes de que la sociedad aprendiera la importancia de aprender a desaprender y a tolerar nuevas ideas, las creencias eran un freno para el progreso.

Hace unos años se creía que la tierra era el centro del universo y todo giraba alrededor de ella, cuando Galileo desafío esa creencia se le juzgó severamente.

Al igual que la sociedad solo avanzo al dejar atrás viejas creencias, lo mismo ocurre de forma individual. Por ejemplo, si tus creencias son que la tierra es plana y que viajar más allá de lo que tus ojos pueden ver significa el fin, tu mundo será bastante limitado.

Hoy en día hay personas trabajando por crear toda una nueva industria alrededor de la luna, quieren ir a minar a la luna para traer recursos lunares a la tierra, quieren reemplazar el diamante por roca lunar para los anillos de compromiso, quieren vender viajes a la luna, incluso están imaginado crear conjuntos residenciales en la luna.

La única manera de pensar así, es desaprendiendo que el ser humano está confinado a vivir en la tierra. Si crees que estás confiando en vivir en la tierra, nunca imaginarías salir de ella.

Cuántas creencias te impiden pensar en grande, a pensar diferente, en tu propia vida, es una lucha interna entre tus antiguas creencias y las nuevas creencias.

Porque a veces por más evidencia que te muestran sobre una nueva creencia y lógicamente tenga razón, tu antigua creencia seguirá evitando que progreses.

Existe una necesidad de que más personas piensen fuera de la norma, que más personas emprendan nuevos proyectos, aporten nuevas soluciones, innoven y creen cosas nuevas. Y es aprendiendo a desaprender cómo podemos progresar.

Si quieres saber donde aprendí a leer más rápido y donde continuó aprendiendo cosas nuevas cada día, visita la sección de recursosOpens in a new tab., para que te unas a una membresía que te da acceso a lecciones diarias, para aprender cada día algo nuevo, basado en los conceptos e las ideas más reciente y actualizados del mundo del crecimiento personal. 

Artículos relacionados «Frases sobre desaprender para aprender».

Despierta Tu Confianza Interior
Experimenta resultados inmediatos durante la Masterclass gratuita en español diseñada para aumentar tu autoconfianza rápidamente.
Entra ahora para transforma tus inseguridades en auto-confianza.
GRATIS

Ricardo

Expande tu Mente es un blog creado para compartir contenido, ideas, libros y cursos que pueden ayudar a mejorar tu vida. Vista la sección de recursos para conseguir toda la información que necesitas para empezar.

Artículos Recientes