La Importancia de Ser Consistente. ¿Qué es y Cómo Conseguirlo?


Durante la investigación sobre qué hace a una persona exitosa uno de los principales rasgos es la consistencia que tienen a la hora de establecer metas y ser consistentes en conseguirlas.

Ser consistente es cuando se repite un patrón de comportamiento, hacer una misma actividad o comportarse de la misma forma diariamente, de manera constante.

Cuando lo asociamos al éxito se trata de ser consistente en actividades que te acerquen a lo que quieres. Es una característica que ninguna persona que quiera tener éxito en algo se puede saltar.

Importancia de ser consistente.

Se puede considerar como vital, esencial e irremplazable, no hay otra característica que pueda reemplazar la consistencia.

Ser consistente en lo que te propongas es el primer paso para el éxito, si no eres consistente a la hora de perseguir un objetivo no tendrás posibilidades de conseguir lo que quieres.

Su importancia radica en que es la única manera de conseguir lo que quieres, aunque es cierto que hay otros componentes importante que hay que saber, la consistencia es uno de ellos.

También importante cuando se habla de credibilidad, las personas consistentes tienen mayor credibilidad, que las personas que presentan menos consistencia.

Ejemplos de consistencia.

Escuchando a un escrito Bestseller sobre que necesitaba una persona para escribir un bestseller, su respuesta fue: tiene que escribir todo los días.

No puedes pretender convertirse en un escrito famoso y escribir un dia si, un dia no, un mes si, un mes no. Necesitas ser consistente tienes que escribir todos los días.

Y esto se aplica en los deportes, en los negocios, en la música, en básicamente cualquier industria.

En todas las áreas de la vida es necesaria la consistencia para ser exitoso.

Si tu objetivo es estar en las mejores condiciones de tu vida. ¿Qué necesitas para tener éxito? Consistencia. Si ejercitas todos los días conseguirás resultados.

Si quieres emprender un nuevo negocio todos los días necesitas avanzar para acercarte al objetivo.

¿Por qué es difícil ser consistente?

Ser consistente está asociado a los hábitos. Es difícil ser consistente con hábitos nuevos pero no es difícil ser consistentes con hábitos que ya has desarrollado.

Con el ejemplo de escribir todos los días, si no tienes el hábito, se te hará bastante difícil ser consistente al comienzo.

Probablemente ya eres consistente en muchas áreas de tu vida, si no tienes lo resultados que quieres, es porque has creado consistencia en los hábitos equivocados.

Eres consistente para cepillarte los dientes todos los días, eres consistente comiendo dulces o eres consistente viendo television.

Como puedes ver ya hay áreas en la vida en que eres consistente. El objetivo es desarrollar consistencia en actividades que te traigan los resultados que buscas.

¿Cómo ser más consistente?

Define un objetivo.

El primer paso para ser más consistente es tener un objetivo claro. La meta te permitirá definir en que tienes que ser consistente.

Si tu objetivo es ser un escritor bestseller, tienes que ser consistente en escribir.

Una vez hayas definido el objetivo ya sabes que necesitas para conseguirlo.

Crea un horario.

Todos tenemos 24 horas al día, la diferencia es cómo las usamos. Las horas que dispones por día ya las estás usando en algo.

Tienes que bloquear las horas que necesitas para dedicarte en la nueva área que necesitas ser consistente.

Define cuántas horas necesitas al día, selecciona un horario y define que vas a sacrificar para dedicarte a este nuevo hábito.

Por ejemplo, necesitas una hora para hacer ejercicio, vas a usar de 6 PM a 7 PM y vas a sacrificar una hora de televisión.

Ten recordatorios.

Cuando empiezas algo nuevo es muy fácil olvidarte de que lo tienes que hacer. Al principio es importante tener algo que te recuerde.

Puede ser una alarma que suene 5 o 10 minutos antes de tu horario para hacer la actividad, puedes colocar recordatorios alrededor de la casa, en la nevera en el baño.

Se creativo e inventa lo que sea necesario para mantener en tu mente tu objetivo.

Recompensas.

La mente necesita recompensas para mantener motivado. Tu objetivo principal es largo plazo pero debes recompensarte por pequeños logros.

Con el ejemplo de escribir un libro, tu objetivo final es publicar el libro. Y tus pequeños objetivos son terminar un capítulo, cada capítulo que termines te das un regalo que te recuerde que vas por buen camino y has hecho un buen trabajo.

Sigue tu progreso.

Define fechas de control por ejemplo cada tres meses revisa que has hiciste durante ese tiempo, esta práctica ayuda a abrir los ojos sobre lo que estás haciendo y cómo mejorarlo.

Generalmente a principios de años las personas se proponen nuevas metas, que sí son consistentes lograran conseguir a final de año.

Uno de los problemas es que no hay controles durante el año para saber si van por buen camino.

Lo ideal es hacer una revisión cada cierto tiempo, el tiempo lo decide cada uno, las personas más exitosas tienen controles constantes.

Si pasado el primer trimestre no has hecho nada para alcanzar tu objetivo, lo identificas y corriges, con lo que te aseguras que el segundo trimestre sea más productivo.

La mayoría de las personas, luego del primer mes se olvidan del objetivo y no es hasta final de año que se dan cuenta que no lo consiguieron, por lo que se vuelve a proponer la misma meta para el siguiente año.

Con controles cada mensuales puedes corregir tu comportamiento sin tener que esperar un año.

Ten una razón lo suficientemente grande.

La razón es el porque haces las cosas. Cuando te propones una meta si no tienes un porqué suficientemente grande no será suficiente para mantenerte consistente.

Por eso las personas que su objetivo es hacer dinero generalmente en tiempos difíciles abandonan, el dinero por sí solo no tiene es suficiente para mantenerte consistente en momentos difíciles.

Ed Mylett cuenta la historia de cuando tenía treinta años fue al doctor y le hicieron un estudio a ver como se encontraba su corazón, los resultados fueron alarmantes, tenía altos niveles de grasas en las arterias.

El doctor que conoce la psicología humana le preguntó si tenía familia, en ese momento tenía una hija pequeña.

El doctor le dijo si no quieres que en la boda de tu hija sea otro hombre el que lleve a tu hija al altar sugiero que sigas las recomendaciones que te voy a dar.

El impacto emocional que tuvo la conversación con el doctor y imaginarse que no estaría presente en la boda de su hija, a sido la motivación más grande que a tenido para mantenerse en forma y saludable.

Hoy en dia tiene cincuenta años y está en mejores condiciones físicas que alguien de treinta.

Hay personas que son consistentes fumando, y por más que les digas los daños y repercusiones que puede tener fumar no consiguen parar.

No tiene una razón lo suficientemente grande que los mantenga consistentes en no fumar.

Es simple pero no es fácil

Tener éxito es simple pero no es fácil.

Los pasos a seguir son sencillos cualquiera puede hacerlo. Si por ejemplo tu objetivo es estar en tu peso ideal y te indican todos los pasos que tienes que seguir, es tan sencillo como seguirlos.

Comer solo vegetales y carnes magras, caminar una hora diaria y dormir bien. No es complicado, siguiendo tres simples pasos puedes conseguirlo.

Pero no es fácil. Y es igual en todas las áreas de la vida, es simple hacer dinero, estar saludable, tener buenas relaciones, ser feliz. Solo tienes que conocer los pasos correcto y ejecutarlos día a día con consistencia.

La consistencia requiere de fuerza de voluntad al inicio hasta que se vuelve un hábito.

Para tener éxito necesitas dos cosas, la información correcta y la consistencia para ejecutarla.

Jim Rohn un autor y motivador famoso comentaba que su padre siempre le decía una manzana al día mantiene el doctor alejado. Su padre recibió ese consejo de su abuelo, era una información que venía de generacion en generacion.

Ahora imagina que la informacion no se correcta, que en vez de una manzana le enseñaran un chocolate al día mantiene el doctor alejado. Por más consistente que fuera comiendo chocolate el resultado no sería el deseado.

Es importante saber que lo que estás haciendo es lo que realmente te dara el resultado que quieres.

La consistencia es el primer paso para alcanzar el éxito tienes que desarrollarla, es como un musculo, si consigues ser consistente en una cosa, luego podrás ser consistente en otra cosa y así sucesivamente.

Empieza por adquirir conocimiento, se consistente leyendo.

Visita la lista de libros que hemos preparado para ti, son libros que aportan valor y que si los lees definitivamente tendrán un impacto positivo en tu vida, algunos de ellos recomendados en los artículos del blog.

Ricardo

Estudiante de los 67 pasos del éxito y los 12 principios de Tai Lopez. Expande tu Mente es un blog creado para compartir ideas, libros y recursos que pueden ayudar a mejorar tu vida.

Recent Content