El reto de 30 días sin alcohol, no sirve

Eres un bebedor empedernido durante los fines de semana y estás pensando en hacer el reto de los 30 días sin beber alcohol y quieres saber ¿si vale la pena intentarlo o si es un perdida de tiempo?. Por experiencia puedo decir que es un buen comienzo sin embargo tienes que saber que:

El reto de los 30 días no sirve de mucho. Un mes no es suficiente tiempo para experimentar cambios visibles y duraderos, lo que vas a lograr es saber cómo te hace sentir, que tanto puedes resistir la tentación y diminutos cambios en tus niveles de energía.   

Treinta días es mejor que ningún día, con esto le darás un descanso a tu hígado, solo ten en cuenta lo siguiente:

Imagina que decides hacer un reto de los 30 días haciendo ejercicio, un mes en el gimnasio es un buen comienzo, sin embargo, no es suficiente tiempo para ver resultados notables, los cambios son mínimo como un poco más de energía y si después de los 30 días dejas de ejercitar y vuelves a una vida sedentaria, rápidamente perderás lo poco que has conseguido.

Al final depende mucho de tus objetivos. Aunque si te piensas dejar de beber por un mes, significa que estás bebiendo más de lo que te gustaría y probablemente sientes que afecta algún área de tu vida. Si tu objetivo es ver resultados significativos lo mejor es pensar a largo plazo.

Las personas se sienten cómodas con el reto de los 30 días porque no es mucho tiempo, aunque depende, de que tanta vida social tengas, puede ser difícil, pero a la final sabes que pasado el mes volverás a tu zona de confort como si nada hubiera pasado.

Pero cuando le planteas a alguien un tiempo más largo, en seguida entran en pánico, que van a pensar de mí, no me divertiré los fines de semana, no puedo vivir sin alcohol, todo eso pasa por la mente en segundos. Por eso todo depende de tu objetivo y de si quieres conseguir verdaderos RESULTADOS o no.

Existen dos formas de llevar a cabo el reto:

Escenario 1, cancelar todas tus salidas por 30 días, contratas Netflix y pasas los próximos cuatro fines de semana en tu casa viendo tu serie favorita :).  Te alejas de toda vida social que tengas y te encierras en una cueva.  Lo ideal es usar esos días de forma productiva haciendo lo que más te gusta. (y no puede ser beber)

Escenario 2, sigues tu vida normal y asistes a todos tus compromisos y eventos que incluyan alcohol, esto hace que salgas de tu zona de confort, experimentaras lo que se siente estar sobrio en situaciones donde normalmente piensas en beber alcohol. Es muy probable que te haga sentir un poco o muy incomodo pero de eso se trata el experimento, no?

¿Qué resultados que puedes conseguir en treinta días?

Conocimiento

Considero que lo mejor que puedes conseguir durante el reto, es saber cómo te hace sentir dejar el alcohol, conocerte mejor a ti mismo. Si sientes miedo de dejarlo por lo que dirán las personas, si piensas que si dejas de beber por más tiempo tus “amigos” ya no querrán salir contigo o a lo mejor piensas que la vida ya no es tan divertida sin alcohol, empezarás a darte cuenta de las emociones y pensamientos que vienen a ti.

El simple hecho de ser consciente de esto es un gran logro. Si conoces a tu enemigo ya tienes el 50% ganado.

Energía

Luego de los 30 días, la calidad del sueño mejora notablemente, además de conseguir elevar tus niveles de energía. Sentirás que es más fácil levantarte temprano.

Tiempo.

Tendrás más tiempo libre, para dedicarte a otras actividades más importantes, como alcanzar resultados que hasta ahora nos has conseguido lograr. Es increíble la cantidad de tiempo que se pierde cuando sales los fines de semana, por el hecho de beber, básicamente pierdes un día de tu vida descansando de la salida de la noche anterior, por el trasnocho y por el alcohol.

Dinero.

El viejo dicho de tiempo es dinero, ES VERDAD. Para los bebedores empedernidos que salen una vez a la semana, supongamos que sales todos los sábados, los domingos son días perdidos, lo que equivale a 52 días en un año, suponiendo que uses 8 horas de esos 52 días para trabajar a 12 euros la hora, equivale a 4.992€ que dejas de generar por beber y a eso le tienes que sumar lo que gastas en alcohol en cada salida.

Dependiendo de qué área de tu vida quieres mejorar, esos 52 días que puedes usar de otra forma si dejas de consumir alcohol. Si no quieres usarlos para trabajar por lo menos puedes usarlos para conseguir una nueva habilidad que haga que te paguen más la hora durante la semana.

En un año conseguirás ganar más dinero en la misma cantidad de tiempo por que tu valor en el mercado aumentará.

Si es relaciones lo que te preocupa, si piensas que no le dedicas suficiente tiempo a tus seres queridos, 52 días para enfocarte en mejorar tus relaciones familiares, amigos o pareja, te ayudará a mejorar.

Tengo un amigo, que se inscribió en un curso de mecánica, con la promesa de que esta nueva habilidad lo llevaría a duplicar sus ingresos si conseguía convertirse en jefe de taller, el curso tiene un precio de dos mil euros, que pagas durante dos años, sin importar si haces o no el curso.

Cambiando el hábito de beber por estudiar podía llevarlo a conseguir una nueva habilidad, que se traduciría en una mejor posición y en doblar sus ingresos, sin embargo la prioridad de beber siempre estuvo por encima de estudiar, como resultado no terminó el curso pero si “disfruto de sus fines de semana”.  Ahora no debería quejarse cuando la cuenta bancaria no tenga suficiente dinero.

“Solo un tonto aprende de sus propios errores. El sabio aprende de los errores de los demás ”.

Otto von Bismarck. 

Para mi, darme cuenta de cuánto tiempo consumía este hábito, fue revelador, incontables fines de semana sintiéndome mal después de beber. Cometí el mismo error de mi amigo hasta que fui consciente de lo que hacía. Cuando te das cuenta que el tiempo es limitado, ya no lo malgastas tan fácil.

Podemos decir que todo en la vida es abundante, excepto el tiempo que tenemos. Hay que saberlo administrar.

Si alguna vez te has quejado por la cantidad de dinero que ganas, por tus condiciones físicas, por tu felicidad o relaciones, uno de los hábitos que influye directamente en toda las áreas de tu vida es el alcohol.

Si cambias el hábito cambiaran tus resultados. No tienes que cometer errores, aprende de los demás, si ves que algo no funciona, no transites el mismo paso.

El verdadero reto.

Si quieres tener la oportunidad de experimentar verdaderos cambios, el reto que hay que plantearse es a largo plazo. Si has visto las transformaciones físicas que duran un año son sorprendentes, nadie cambia su cuerpo en un mes pero en un año puedes convertirte en otra persona.

Treinta días no te da la oportunidad de ver cómo sería tu vida si empiezas a dedicar más tiempo a las cosas que quieres conseguir. Un año es lo que necesitas para cambiar y para que no te sientas mal piensa que en un año podrás volver a beber. Pasado un año verás el mundo de forma distinta.

Tendrás dos perspectivas un mundo sin alcohol y otro con. Y si decides beber lo más probable es que disminuyas el consumo ya que sabrás la importancia del tiempo y lo que puedes lograr si lo dedicas a lo que quieres.

Si tomas la decisión de pasar un año sin consumir alcohol, es importante que sepas a lo que te vas a enfrentar y para ello he dedicado todo una publicación titulada un año sin beber alcohol y como sobrevivir en el intento, que te ayudará a estar preparado mentalmente.

CONTENIDO RELACIONADO

Aprende a reprogramar tu subconsciente para conseguir lo que quieras
El poder del pensamiento. Y cómo se relacionan con tus resultados.
Mentalidad ganadora la diferencia entre el éxito y el fracaso.